lunes 10 de agosto de 2020

Se quedaron afuera

Los Gladiadores perdieron 31-26 con Egipto, al que debían ganarle al menos por cuatro goles, y de esa manera quedaron afuera de los octavos del Mundial. Tras las cuatro derrotas, cerrará su participación en el grupo ante Barein.

Argentina perdió ante Egipto (31-26), este miércoles en París en la cuarta fecha del grupo D del Mundial de handball, y así le dijo adiós a la chance de clasificar a los octavos de final, cuando aún le resta un partido ante Barein. Es que, para mantener esperanzas para pasar de ronda, el equipo argentino debía ganar al menos por cuatro tantos de diferencia.

hand

Los Gladiadores fueron derrotados en sus cuatro presentaciones (las anteriores ante Dinamarca, Suecia y Qatar), por lo que no suma ningún punto a falta de un partido para el final de la fase de grupos, mientras que Egipto se escapó con 6 unidades, y Qatar cuenta con cuatro. Los hombres de Eduardo Gallardo fueron siempre por detrás en el marcador, salvo cuando Federico Fernández y Sebastián Simonet llevaron el marcador del 3-1 al 3-3, y los posteriores 4-4 y 5-5, pero fue sólo un instante y se llegó al final de los primeros 30 minutos con una desventaja de tres goles (10-13).

En la segunda mitad, Argentina volvió a padecer la falta de puntería, incuso errando dos penales, y de la debilidad defensiva que ha mostrado a lo largo de todo el torneo, para terminar cayendo por cinco goles. Argentina y Egipto son fijas en todos los Mundiales desde 1997, pero la suerte nunca los había cruzado en la máxima competición de selecciones. En sendos amistosos el pasado verano, Argentina empató un partido y ganó el otro, por lo que esta derrota es la primera de Argentina ante los Faraones, pero llega en el momento más inoportuno. El último compromiso del grupo será el próximo viernes a Barein, a priori el rival más débil de la llave, pero para entonces sólo estará en juego el honor entre ambas selecciones.

Fuente: Diario Olé