viernes 16 de abril de 2021

Identificarán cuerpos de caídos en Malvinas

El acuerdo fue firmado por el Ministro de Estado para Europa y las Américas de la Secretaría de Relaciones Exteriores y Commonwealth británica, Sir Alan Duncan, y el vicecanciller argentino, Pedro Villagra

Argentina y el Reino Unido acordaron esta semana trabajar en el reconocimiento de los cadáveres sin identificar de soldados sepultados en el cementerio de Darwin, en Islas Malvinas.

De acuerdo con una nota de la cancillería, ambos países otorgaron ese mandato al Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) para que pueda llevar a cabo esa iniciativa de estricto carácter humanitario.

Tras una reunión sostenida en Londres, ambas naciones convinieron en realizar ese proceso de junio a agosto del 2017, tras una visita técnica prevista para enero o febrero por el Comité Internacional de la Cruz Roja.

El acuerdo fue firmado por el Ministro de Estado para Europa y las Américas de la Secretaría de Relaciones Exteriores y Commonwealth británica, Sir Alan Duncan, y el vicecanciller argentino, Pedro Villagra, agregó la fuente.

Según lo acordado, bajo la fórmula de salvaguardia de soberanía, la Cruz Roja constituirá un grupo de forenses que contará con la participación de dos expertos argentinos, a efectos de recoger muestras de ADN de los soldados no identificados.

Luego, señaló la cancillería, las muestras serán comparadas con las recabadas de las familias que voluntariamente hayan prestado su consentimiento para la identificación.

Sir Alan Duncan, y el vicecanciller argentino, Pedro Villagra. Telam

«El objetivo de la iniciativa es netamente humanitario y busca saldar una deuda histórica para con los familiares de combatientes caídos en el conflicto del Atlántico Sur que yacen en el cementerio de Darwin bajo la leyenda Soldado argentino solo conocido por Dios».

Durante el encuentro se llegó además a un principio de entendimiento para incrementar la frecuencia de vuelos a las islas desde el territorio continental argentino.

Argentina y el Reino Unido mantienen una disputa desde 1833 por ese territorio usurpado a esta nación sudamericana, que desembocó en un conflicto armado en 1982 con un saldo de 650 combatientes nacionales y 255 soldados ingleses muertos.