jueves 6 de agosto de 2020

Aviación de Ejército en una actividad de apoyo mutuo entre las tres Fuerzas Armadas

Un vuelo de avión CASA C-212 del Ejército lleva material sanitario a tres provincias, recupera un motor reparado por la Armada y transporta componentes de aviones de la Fuerza Aérea.

En una actividad en coordinación con elementos de las otras Fuerzas Armadas, un avión CASA C-212 del Ejército Argentino realizó un vuelo con tres escalas que enlazaron apoyos de distinto tipo.

En cumplimiento a misiones ordenadas en el marco de la Operación General Belgrano, la Aviación de Ejército, por medio del Batallón de Aviación de Apoyo de Combate 601, transportó insumos de protección para personal de sanidad en apoyo a los Comandos Conjuntos de las Zonas de Emergencia Buenos Aires Sur, Mendoza y Córdoba.

Luego de su partida del Aeródromo Militar de Campo de Mayo tuvo como primera escala la ciudad bonaerense de Bahía Blanca, asiento del Comando de la Xma Brigada Mecanizada y puesto comando del segundo comandante de la Zona de Emergencia Buenos Aires Sur. La escala en esta ciudad del sur bonaerense tuvo como finalidad sanitaria la entrega de barbijos destinados al Hospital Militar Regional Bahía Blanca. Asimismo se retiró un motor de helicóptero Lama, recientemente recorrido (revisado y reparado en un término técnico aeronáutico) en el Taller Aeronaval Central de la Armada Argentina, destinado a un helicóptero de ese tipo de provisión en las tropas de montaña. Con el motor de Lama en la bodega partió rumbo a su próxima escala, la provincia de Mendoza.

Al llegar a destino entregó el motor de Lama a la Sección de Aviación de Ejército de Montaña 8. Actualmente en los hangares de esta unidad de aviación una comisión del Batallón de Abastecimiento y Mantenimiento de Aeronaves 601 está llevando a cabo trabajos de mantenimiento destinados a poner en óptimas condiciones de servicio sus helicópteros.

Además, entregaron los elementos de protección personal para el Comando Conjunto de Zona de Emergencia local, destinados al Hospital Militar Regional Mendoza. En esta ciudad cuyana el avión y su tripulación hicieron noche.

Para hacer un máximo aprovechamiento de la capacidad de carga disponible, durante la mañana siguiente se cargaron cuatro trenes de aterrizaje de los aviones IA-63 Pampa pertenecientes a la IVta Brigada Aérea de la Fuerza Aérea Argentina, con asiento en Mendoza. Estas piezas fueron trasladadas hasta la provincia de Córdoba, tercera escala del recorrido.

Una vez en Córdoba se entregaron elementos de protección personal destinados al Hospital Militar Regional Córdoba y los trenes de aterrizaje en FAdeA (Fábrica Argentina de Aviones) donde será recorridos. En su regreso a Campo de Mayo, el avión trasladó al personal de mecánicos de aviación que se encontraban trabajando en FAdeA con la modernización de los helicópteros AB-206 del Ejército Argentino.

Esta actividad de vuelo exigió coordinaciones de detalle del Ejército con la Armada y la Fuerza Aérea. Asimismo, además de favorecer la lucha contra el COVID-19 19 y de facilitar las actividades de mantenimiento de aeronaves, demuestra de manera sencilla la utilidad del empleo conjunto de los medios y expone la adecuada interrelación existente entre las tres Fuerzas Armadas.