miércoles 16 de octubre de 2019

Un día de furia para el Peke

El argentino cayó en la primera ronda de Indian Wells frente al portugués Joao Sousa y sobre el cierre vivió momentos de furia por una polémica decisión del umpire brasileño.

Diego Schwartzman sacaba en un momento crucial del tercer set: con el marcador empatado en cuatro games por lado, sacó, la pelota picó sobre el fleje y Joao Sousa dejó su devolución en la red. El portugués pidió un challenge para desafiar el pique del saque del argentino después de haber impactado la pelota y Carlos Bernardes, el famoso umpire brasileño, concedió el pedido. El Peque estalló y se fue furioso hacia la red.

«No, no, no, no, él la erró, no estaba con la raqueta así (imita el gesto que utilizan los jugadores para pedir la asistencia del hawk eye), por favor Carlos, es increíble. No, es increíble lo que estás haciendo, pase lo que pase es increíble. Él le pego, quedó en la red y después la pidió. Que sea buena Carlos eh, porque es un error gravísimo». El ojo de halcón corroboró que el saque había sido bueno y el Peque ganó el punto pero se perdió en el partido: Sousa le quebró, sostuvo su saque y se quedó con el ticket rumbo a la segunda rueda de Indian Wells, el primer Masters 1000 del año, por 4-6 6-3 y 6-4 en un encuentro con once quiebres de saque.